*

X
#Verificador es una herramienta de la UNAM que apunta a desmentir las noticias falsas que circulan en la red con más fuerza que nunca

Las noticias falsas se han consagrado como uno de los elementos menos deseables de la era digital. La actual capacidad para propagar noticias falsas, en buena medida gracias a las redes sociales, amenaza la fidelidad informativa y el espíritu periodístico. 

Por fortuna, y luego de la "crisis" que se originó durante las elecciones de EEUU, donde aparentemente las noticias falsas influyeron en ciertas tendencias de opinión, hoy se están diseñando mecanismos para contrarrestar los flujos de desinformación estratégica. 

La Universidad Nacional Autónoma de México, a través de su Centro de Ingeniería Avanzada de la Facultad de Ingeniería de la UNAM, y la agencia DDB México, recién estrenaron la herramienta #Verificador, que permite a los usuarios de Twitter confirmar el contenido de las noticias que circulan en medios de comunicación en línea. 

El canal de acción será Twitter, y todos los medios de comunicación pueden usar esta herramienta. Verificador aparecerá como #VerificaTelevisa #VerificaUniversal #VerificaReforma #VerificaLaRazon  #VerificaMilenio #VerificaJornada, quienes ya han confiado en este hashtag y lo están usando. De este modo, los usuarios de Twitter podrán confirmar si la noticia que buscan se ha publicado en cada uno de estos medios.

La utilidad de este instrumento reside en confirmar la existencia de una noticia usando un hashtag y así, generar tráfico al contenido verificado. Lo único que tiene que hacer el usuario es escribir un tweet y agregar al final del mismo este hashtag. Si #Verificador encuentra la información solicitada, esta herramienta devolverá al usuario la liga al sitio web donde aparece la nota. Si no se encuentra dicha información, se mostrará la leyenda “No verificado”. 

La herramienta se estrenará este próximo 10 de abril, y en caso de que los usuarios se involucren y realmente aprovechen #Verificador, ésta podría convertirse en un importante aliado de la veracidad informativa y el periodismo confiable. 

John Goodenough inventó una batería con base en cristal que supera en funcionamiento a cualquier otra creada con anterioridad

John Goodenough, de 94 años de edad, y un grupo de investigadores de la Universidad de Texas en Austin –EEUU–, inventaron una batería con base en cristal que supera en funcionamiento a cualquier otra creada con anterioridad (incluyendo la batería de iones de litio que Goodenough inventó en la década de los 80, la cual dio vida a tecnología como teléfonos inteligentes, computadoras portátiles, cepillos de dientes eléctricos y otros gadgets electrónicamente recargables). 

El nuevo invento de Goodenough es capaz de almacenar tres veces más energía que cualquier batería de iones de litio. De acuerdo con el Institute of Electrical and Electronic Engineers (IEEE), la nueva batería reduce el riesgo de quemarse y es capaz de recargarse en cuestión de minutos –en lugar de horas. 

La importancia de este invento reside en la relación frente a la energía tradicional, la cual se basa en el consumo de carbono, petróleo y gas natural. Contar con una tecnología renovable capaz tanto de almacenar energía en cantidades efectivas como de reducir el impacto en el medio ambiente implica un desarrollo significativo a favor de la ciencia y tecnología, en especial si se considera que las energías renovables disponibles dependen inicialmente de la disponibilidad de la naturaleza. 

Goodenough explica que la creación de esta batería podría poner en peligro a la industria energética, pues si las baterías se vuelven más asequibles, efectivas, seguras y de recarga más rápida, las industrias del carbón, petróleo y gas natural entrarán en crisis, tanto que incluso la IEEE se ha llegado a cuestionar si esta nueva batería de cristal podría acelerar el fin del aceite. 

Hay quienes aseguran que Goodenough es el nuevo Nikola Tesla, logrando que sus investigaciones cambien el rumbo de la tecnología y el consumismo de las sociedades mayoritariamente occidentales.