*

X

El exquisito erotismo que sobrevivió a la represión franquista

Arte

Por: PijamaSurf - 05/19/2017

Lo que sobrevivió al franquismo se esconde en archivos, librerías provincianas, tiendas de antigüedades y librerías de segunda mano

Desde la adopción de la religión católica como premisa de vida, la sexualidad se ha enfrentado a numerosas represiones a lo largo y ancho del mundo. De alguna manera ejerció una influencia significativa en la mayor parte de las vivencias sexuales –desde las costumbres, tendencias y mitos– que continúan practicándose en la actualidad, como sentir vergüenza con la concupiscencia: hay que vivirlo casi en lo oscurito, porque uno no puede decir que se masturba.

La sexualidad, principalmente el erotismo, ha sobrevivido al interior de nuestra carne pese a las prohibiciones, amenazas, mentiras y terrores que rondan en torno a ella. Un ejemplo de su resiliencia es, en palabras de Maite Zubiaurre, profesora de UCLA, el “periodo riquísimo en cultura erótica [que sobrevivió] enterrado bajo el régimen fascista de Franco”.

Durante muchas décadas, la literatura y la filosofía de España se enfocaron sombríamente en la caída “del glorioso imperialismo español después de perder sus colonias en 1898”; sin embargo, durante esa época, existieron “brillantes innovaciones sociales y culturales, particularmente relacionadas al sexo y a Eros”. Desgraciadamente, dichas innovaciones se vieron fuertemente censuradas durante la dictadura de Franco, por lo que “los materiales no sólo fueron censurados, sino prohibidos en librerías y archivos, o destruidos –no sólo por las autoridades sino por los mismos propietarios… quienes temían a la cárcel”.

Ahora lo que sobrevivió al franquismo se esconde en archivos, librerías provincianas, tiendas de antigüedades y librerías de segunda mano. Desde revistas eróticas, fotografías, ilustraciones, postales, cortos y novelas, hasta textos de nudismo y sexología; y cada uno de ellos:

no es solamente rico y multidisciplinario, sino refrescantemente desinhibidor en sus representaciones visuales y textuales, la mayoría de las veces abiertamente anticlerical, y extremadamente bien escrito en todas las formas del amor ‘no reproductivo’, desde prácticas de autosatisfacción hasta infinitas formas de amor homosexual.

En su libro Culturas de la España erótica, 1898-1939, Zubiaurre “ofrece una ventana a la época de la burguesía moderna y las ansiedades que acompañaron al cambio”. Conoce a continuación algunas de las imágenes de esta sexualidad resiliente que, sin importar su prohibición y represión, se posicionó como una necesidad más latente para la humanidad: 

Mujer controla esperma con sus pensamientos (VIDEO)

Arte

Por: pijamasurf - 05/19/2017

Como parte de un proyecto de arte que responde al privilegio masculino, la artista Ani Liu ha creado una interfase para controlar el esperma con su cerebro

La artista Ani Liu ha contestado al patriarcado con un proyecto en el que dirige el movimiento de unos espermatozoides con su actividad cerebral. Para el proyecto Mind-Controlled Spermatozoa Liu utiliza una máquina electroencefalográfica con la cual altera el movimiento de esperma en un eje XY, usando un proceso llamado galvanotaxis, el cual crea un campo eléctrico que es capaz de actuar sobre organismos simples. Al cambiar la carga que producen sus pensamientos, puede hacer que los espermatozoides se muevan a la derecha o la izquierda.

Se convierte así en la tiritera del esperma, y coge al hombre por su semilla.

Y es que el proyecto viene inspirado en parte por las infames declaraciones de Donald Trump: "grab'em by the pussy", con las que hacía uso del privilegio masculino de la forma más soez. Liu mantiene que los cuerpos se han convertido en objetos de control político. La idea a grandes rasgos es que, ya que el poder ha hecho del cuerpo (de todos, pero sobre todo del femenino) un objeto a través del cual ejerce su poder, con el arte simbólicamente Liu revierte un poco el asunto y controla algo inherentemente masculino. Además, esto es un comentario al derecho de reproducción de las mujeres y su autonomía.

Liu menciona que el esperma es un organismo semiótico que generalmente representa el dominio masculino, como ocurre en la pornografía con los cumshots: el final suele ser la eyaculación del hombre sobre la cara de la mujer. 

Más allá del discurso feminista, es interesante pensar hasta qué punto podría esto realmente ocurrir: la influencia del psiquismo en el esperma y el control del nacimiento mediante la intención. Y la pregunta, a todos esos millones de pequeños corpúsculos de vida potencial, es: ¿hay alguien ahí? ¿están buscando entrar?