*

X

Un crudo zoom al crimen y corrupción de América Latina

Arte

Por: pijamasurf - 01/08/2018

La serie 'El marginal' pone el reflector en un problema medular del sistema de justicia: la corrupción

Para nadie es un secreto que el crimen organizado muchas veces esta coludido con las estructuras gubernamentales y de justicia. Pero no por eso dejarás de soprenderte cuando realmente te sumerjas en este pantano.

Una joven es secuestrada por un grupo de criminales que opera desde una prisión; obviamente, la célula criminal está ligada a las autoridades. Es entonces cuando un detective se infiltra en la cárcel, para tratar de descubrir dónde está Luna, y así nos revela un poco de ese espeluznante escenario: una voráz ambición, combinada con una decadencia ética total. 

El marginal recuerda a los mejores thrillers policíacos, a la vez que denuncia un fenómeno nefasto, la degradación de la justicia. La historia, además, da vida a ese espejo de una realidad que se padece en las cárceles de América Latina y que, de hecho, refleja un fenómeno más amplio: la radical corrupción del sistema penitenciario en muchos países latinos y, en general, la corrupción institucionalizada que presumen sus autoridades. El problema es cuando miras en zoom esta abstracción, entonces entramos a lo verdaderamente espeluznante.

Su lanzamiento oficial en México es el 30 de enero del 2018, por Universal Channel, y todo apunta a que se trata de un espejo en el que a todos, como sociedad, nos vendría bien mirarnos.

 

Esta mujer crea hermosos diseños con las hojas de los árboles que caen en el otoño (FOTOS)

Arte

Por: pijamasurf - 01/08/2018

Aunque la vida puede ser en sí misma estética, a veces necesitamos pequeños recordatorios que nos ayuden a darnos cuenta de ello.

Cada otoño, desde hace al menos cuatro años, es posible ver a una mujer en el campus de la Universidad Estatal de Sacramento barriendo las hojas que se desprenden de los árboles ahí plantados. 

Se dirá que esta es una labor común y corriente, y en cierto modo lo es, pero en el caso de Joanna Hedrick, está acompañada de una intención entre estética y metafísica. 

Su barrido no es simple, sino dirigido: con las hojas elabora preciosos y, en algunos casos, intrincados diseños. Espirales, laberintos, modestos fractales, combinaciones geométricas… 

Bajo la inspiración de Andy Goldsworthy (artista británico conocido por el uso de elementos naturales en sus piezas), Hedrick realiza estas figuras a manera de regalo para los estudiantes que, en esta temporada, suelen encontrarse en exámenes y ya que ella trabaja como consejera en la Universidad, seguramente sabe de la tensión que éstos provocan en los jóvenes.

“Tomo algo que ya es hermoso y lo hago único, algo ante lo cual no puedes simplemente pasar y ya”, dice.

El ejercicio evoca, inevitablemente, los mandalas de arena que realizan los monjes del Tíbet, paciente y laboriosamente, a lo largo de muchos días y aun meses, para al final barrerlos y aprender así que todas las obras son frágiles y momentáneas, que el ego es menos que una brizna para la esencia del tiempo y que todo, al final, desaparece, a veces amablemente, como las hojas de esos árboles, dispersadas por el viento o consumidas poco a poco por la misma tierra de la que surgieron.

 

También en Pijama Surf: Imágenes microscópicas revelan paisajes inmersos en nuestras lágrimas