*

X

10 dimensiones de la teoría de supercuerdas ilustradas

Por: pijamasurf - 12/27/2014

¿Es posible explicar las infinitas complejidades del universo con sencillos gráficos tomados de internet? Probablemente no, pero lo intentaremos de cualquier forma

Todo nuestro entendimiento de la realidad pasa por una experiencia de representación, de una forma u otra: están las matemáticas, la lengua, incluso el pensamiento anterior a la palabra, pero la realidad --eso elusivo que nos conforma y de lo que formamos parte-- no se deja reducir por ninguna de sus representaciones. Pero sigue siendo divertido intentarlo.

La teoría de supercuerdas, la teoría M, la teoría de cuerdas bosónica y todas esas explicaciones sobre el universo no son nada si no partimos de lo simple. Kandinsky decía que la obra de arte comienza con un punto, así que trataremos de ilustrar las 10 dimensiones de la teoría de supercuerdas comenzando con nociones sencillas y luego poniendo gifs psicodélicos en las partes más complejas. (Si usted es una eminencia científica y se siente ofendido por nuestro pobre entendimiento de las complejidades del universo, lo invitamos a compartir sus infinitos conocimientos en los comentarios).

Primera dimensión: longitud

La primera dimensión es el eje X, una línea recta sin otra característica.

 

Segunda dimensión: altitud

La altitud o eje Y, puede unirse al eje X para producir un objeto bidimensional, como un triángulo o un cuadrado.

 

Tercera dimensión: profundidad

La profundidad, o eje Z, se añade a las dos dimensiones previas para formar objetos con volumen, como un cubo, un cono, una esfera o una pirámide. Este es el fin de las dimensiones físicamente perceptibles para los humanos, y a partir de aquí todas las dimensiones son teoréticas.

 

Cuarta dimensión: tiempo

La cuarta dimensión es la posición en el tiempo de un objeto tridimensional. 

 

Quinta dimensión: mundos posibles

La quinta dimensión es un mundo ligeramente distinto del nuestro, del que podríamos evaluar similitudes y diferencias (la utopía, por ejemplo).

 

Sexta dimensión: plano de todos los mundos posibles con las mismas condiciones iniciales

La sexta dimensión es el plano que contiene todos los posibles universos con las mismas condiciones iniciales que el nuestro; por ejemplo, el Big Bang.

 

Séptima dimensión: un plano de todos los mundos posibles con diferentes condiciones iniciales

La séptima dimensión es una expansión de las posibilidades de la sexta, donde todos los mundos posibles comienzan con diferentes condiciones iniciales. 

 

Octava dimensión: un plano de todos los mundos posibles, cada uno con diferentes condiciones iniciales, cada uno desarrollándose infinitamente

Aquí comenzamos a hacer uso de gráficas psicodélicas, pero la octava dimensión podría ejemplificarse también como un árbol de infinitas ramas cuyas hojas son diferentes entre sí, tienen orígenes diferentes y crean, a su vez, cada una, árboles diferentes. 

 

Novena dimensión: todos los mundos posibles, comenzando con todas las posibles condiciones iniciales leyes físicas

En cada una de estas dimensiones, que representan todas las posibles condiciones iniciales, las leyes de la física son completamente diferentes a las que conocemos.

 

Décima dimensión: posibilidades infinitas

En esta dimensión todo es posible. Son los sueños de Dios, son las exigencias de los adolescentes, es la realidad de la ausencia del deseo, donde los políticos son honestos, los trenes siempre llegan a tiempo y el gato de Schrödinger está vivo y muerto pues todo existe y no existe a la vez.

 

Con información de Ultraculture