*

X

Mujeres brasileñas van a una fiesta usando vestido con sensores que mide cuántas veces las tocan (VIDEO)

Sociedad

Por: pijamasurf - 11/28/2018

Un vestido inteligente registra los manoseos que suelen sufrir las mujeres cuando salen a una fiesta

El problema del acoso que padecen las mujeres es un problema mundial, particularmente manifiesto en países latinoamericanos, donde existe una cultura muy táctil, por decirlo de alguna manera, y muchas mujeres son tocadas sin su consentimiento. Claro que esto es un tema complicado, pues muchas veces ese tacto es parte de una costumbre cultural que no tiene que ver con el acoso sexual sino con una interacción social tradicional; sin embargo, hay otras veces que sí, y en todo caso existen mujeres que sienten que son acosadas, especialmente cuando salen a lugares nocturnos. 

Para investigar este tema y generar conciencia, la agencia de publicidad Ogilvy generó un vestido con sensores que permiten registrar el número de veces que las mujeres son tocadas y el nivel de intensidad del tacto. Para probar la hipótesis, tres mujeres usaron este vestido y salieron a una fiesta. En un lugar cercano un equipo registraba en tiempo real las veces que eran tocadas, el lugar y la intensidad de la acción.

El proyecto "The Dress for Respect" arrojó que, en menos de 4 horas, las tres mujeres fueron tocadas 157 veces, la mayoría de las veces en los brazos, en la espalda baja y en la espalda alta. Esta cifra llama la atención. Suponemos que las mujeres no iniciaron ellas mismas ningún contacto. De cualquier manera, sería interesante saber cuál era el método que siguieron para el experimento, en el sentido de qué actitudes o modos de comportamiento establecieron, y si acaso hubo alguna indicación preliminar para que el experimento tuviera consistencia.

Más allá de esto último es evidente que el espíritu del proyecto, más que científico, es generar conciencia en torno al problema del manoseo indeseado que sufren las mujeres y, sin duda, fue una manera muy creativa de lograrlo.

Te podría interesar:

Así eran los calcetines de los egipcios (hechos para usarse con sandalias)

Sociedad

Por: pijamasurf - 11/28/2018

El Antiguo Egipto fue una civilización notable en prácticamente todos los campos

Son muchos los enigmas que nos evoca la civilización del Antiguo Egipto: su religión, sus creencias esotéricas, la manera en que construyeron las pirámides, el culto que tributaban a sus faraones, y varios otros. Y quizá, en esa constelación de misterios, lo último en lo que pensamos es en su vida cotidiana, en las cosas que hacían esos seres humanos que en lo esencial no eran muy distintos a nosotros, que igualmente tenían que comer y dormir, trabajar, relacionarse con los demás, etcétera.

Sin embargo, es posible que aun en su cotidianidad los egipcios fueran una cultura excepcional. Además de haber estudiado y aprovechado las crecidas del río Nilo para fundar su civilización, de sentar las bases de la química a través de la alquimia (cuyos fundamentos se considera que nacieron entre los egipcios) o de aprovechar el papiro como material para escribir y guardar registro de lo sucedido, todo indica que en materia de vestimenta también poseyeron conocimientos admirables.

La imagen que acompaña esta nota es resultado de una nueva técnica de imagen desarrollada a instancias del Museo Británico. Grosso modo, el procedimiento consiste en analizar un objeto a través de “imaginería multiespectral”, a partir de la luminiscencia de sus diferentes tintes y la observación microscópica digital de sus fibras.

La doctora Joanne Dyer, responsable del proyecto, aseguró que esta es una técnica no invasiva, pues a diferencia de lo que se hace hasta ahora, no es necesario tomar muestras físicas del objeto en cuestión.

El calcetín analizado fue encontrado en la ciudad de Antinoópolis, fundada bajo el imperio de Adriano. Se considera que perteneció a un niño que vivió en el año 300 antes de nuestra era. Por esta y otras prendas similares se supone, además, que los egipcios fueron los primeros en usar el tejido para fabricar sus calcetines, dejando un espacio para el dedo pulgar y otro para los cuatro dedos restantes, de tal modo que pudieran usarlos con sandalias.

 

También en Pijama Surf: La iniciación de Platón y Pitágoras en los templos de Egipto