*

X

Sapos montan serpiente para escapar de una tormenta en Australia (VIDEO)

Ecosistemas

Por: pijamasurf - 01/06/2019

Captan a una pitón con un 'pasaje' de 10 sapos montados en Australia

Ride the highway west, baby
Ride the snake, ride the snake.

Jim Morrison, "The End"

Increíbles imágenes capturadas en Australia muestran a un grupo de sapos montando una serpiente durante una fuerte tormenta. En las imágenes subidas a la red por Paul Mock, del poblado de Kununurra, en el oeste de Australia, se ve a unos 10 sapos de caña (Rhinella marina) montados sobre una pitón de 3.5m que se mueve sinuosamente en el pasto.

Temiendo que la tormenta de 70mm de lluvia causara una inundación cerca de su propiedad, Mock salió en la noche y encontró a la pitón local Monty, que estaba también huyendo de la tormenta, pero con una banda de sapos que habían "pescado" un ride.

A Mock le pareció fascinante que la serpiente no se interesara en alimentarse de los sapos. Lo más extraño es que, tras analizar las imágenes, diversos biólogos sugieren que en realidad los sapos de caña se intentaban aparear con la serpiente, colgados de su piel viscosa, buscando la supervivencia en medio de los extremos de la naturaleza.

Te podría interesar:

Este enorme bovino no es una vaca y quizá tampoco sea el más grande del mundo

Ecosistemas

Por: pijamasurf - 01/06/2019

La imagen de "Knickers" ha recorrido como la red como "la vaca más grande del mundo", pero este título es inexacto

La foto que acompaña esta nota ha circulado con cierta profusión en los medios durante los últimos días, acaso justificadamente, pues no es del todo común ver a un animal que semeja en todo a una vaca con semejantes dimensiones, lo cual es más que suficiente para llamar la atención.

La imagen, que es real, fue tomada el pasado 26 de noviembre en una granja de Perth, Australia, administrada por Geoff Pearson. El animal en cuestión es un ejemplar de la variedad Holstein-Friesian, conocida por la abundancia de su leche y la calidad de su carne, que en este caso pesa 1,400kg y mide 2.02m de altura. Al menos por esto, es posible que sea el animal de su tipo más grande la isla oceánica.

Con todo, es una imprecisión llamarlo una vaca, pues el animal es más bien un buey, esto es, un ejemplar macho castrado en sus primeros años de vida con el objetivo de alterar su desarrollo. Además de esto, ha alcanzado dichas dimensiones porque su vida se ha extendido hasta los 7 años, una cifra inusual en los animales de su tipo.

Cabe aclarar también que en la imagen “Knickers” (que es el nombre que Pearson dio al semoviente) se encuentra entre un rebaño de Wagyus, otra variedad de bovinos usada sobre todo en la producción de carne Kobe, que tiene su origen en la gastronomía japonesa. Los ejemplares de esta variedad son de talla más bien mediana, comparados con la variedad Holstein, entre 20% y 30% más pequeños.

Asimismo, a raíz de esta imagen han surgido otros ejemplos de animales bovinos descomunales. En Canadá, por ejemplo, vive “Dozer”, cuya altura es de 1.95m.

Por último, cabe decir que en ambos casos, tanto para Knickers como para Dozer, sus propietarios han decidido mantenerlos con vida y no conducirlos al matadero (como sucede con el resto de sus semejantes), en buena medida porque por sus dimensiones corporales resultaría difícil o imposible matarlos en dichas instalaciones.

 

También en Pijama Surf: Dejar la carne y los lácteos: la solución más eficaz para regenerar la Tierra (ESTUDIO)