*

X

Vórtice polar desciende sobre Estados Unidos, dejando récord histórico de frío (IMÁGENES)

Ecosistemas

Por: pijamasurf - 01/31/2019

La masa polar deja a Chicago sumido en el hielo

Una masa polar de aires helados ha descendido sobre algunos estados de Estados Unidos, particularmente en el oeste medio, provocando algunos de los días más fríos jamás registrados. El área aledaña a Chicago llegó a -46, y la ciudad de los vientos, ahora bautizada como Chiberia, alcanzó menos de -30, acercándose al récord histórico. Lo mismo ocurrió en diversos puntos del oeste medio de EEUU, zona que amaneció en muchos casos a temperaturas más frías que el polo sur y hasta más de 100 grados más heladas que Los Ángeles.

El vórtice polar convirtió el río Chicago en una masa de hielo. Las escuelas cerraron y las autoridades llevaron a cabo actividades de prevención. Las autoridades han determinado que ha habido más de 10 muertes asociadas directamente al frío, y se espera que esa cantidad aumente.

Pese al peligro de hipotermia, la cual puede ocurrir a minutos de exposición a un frío como este, muchas personas se divirtieron poniendo a prueba el frío, descubriendo que arrojar agua hirviendo al aire hacía que ésta se convirtiera en hielo en segundos, o notando la extrema velocidad con la que las cosas se congelaban.

En International Falls, Minnesota, lugar conocido como uno de los más fríos de EEUU, se registraron algunos de los vientos más helados de la historia, a -48. En estos momentos, existen temperaturas más bajas que en el mismo polo norte. 

Se espera que nieve incluso en estados sureños como Alabama y Georgia. Notablemente, se estima que el próximo lunes Chicago podría alcanzar una temperatura de hasta 100°F, superior a la de esta mañana. No hay duda de que vivimos en tiempos extremos.

 

Te podría interesar:

El árbol más antiguo de Canadá también es uno de los más bellos del mundo

Ecosistemas

Por: pijamasurf - 01/31/2019

Uno de los ejemplares más hermosos del árbol emblemático de Canadá es también el más antiguo

De todos los seres vivos en el planeta, probablemente los árboles sean los que más evocan el sentido de la duración y el largo plazo, en ese sentido en el que los filósofos Edmund Husserl y Henri Bergson entendieron estas nociones: la certeza del paso del tiempo que se experimenta extendida en el tiempo en sí, desplegándose poco a poco, como si cada segundo pareciera por un momento cifrar la eternidad o, por el contrario, como si un siglo estuviera contenido en apenas un parpadeo. Los árboles son los ejemplos por excelencia de esa forma de percibir el tiempo: contemplan los cambios en el mundo, que se suceden uno a otro vertiginosamente pero lentamente para ellos.

Uno de los árboles que mejor representan ese lugar privilegiado se encuentra en Canadá: un arce cuya edad se calcula en más de 500 años, con más de 30m de altura y un tronco de 6m de diámetro.

Este impresionante ejemplar ha sido bautizado como "Comfort Maple", en honor a la familia que poseía los terrenos donde se encuentra sembrado, mismos que ahora pertenecen a la organización encargada de conservar las cataratas del Niágara y sus zonas aledañas. 

En sus años de vida el arce ha sido golpeado por al menos un relámpago, y recientemente se descubrió que ha sido atacado por un hongo que suele afectar tanto el tronco como las ramas de los árboles. Según los científicos que lo han estudiado y que observan su conservación, es posible que el Comfort Maple se encuentre en la etapa final de su vida.

Con todo, año con año su follaje continúa renovándose, ofreciendo una de las imágenes más hermosas que pueden mirarse entre la primavera y el otoño, acaso la prueba definitiva de que ese lugar privilegiado que tienen los árboles respecto al tiempo.

 

También en Pijama Surf: Los árboles tienen un lenguaje que usan para cooperar y sobrevivir