*

X
Una marcada tendencia de incremento en el "tiempo pantalla" en dispositivos móviles

El smartphone es, sin duda, el invento central del siglo XXI, y cada vez cobra más protagonismo en nuestra realidad. Este teléfono inteligente se ha convertido en el medio con el que nos relacionamos con la realidad, la ventana al mundo. Una prueba de esto es que actualmente las personas ya pasan más tiempo viendo sus pantallas de teléfono del tiempo que pasan frente a una pantalla de televisión o una pantalla de video.

Las estadísticas muestran una clara tendencia de incremento de "tiempo de pantalla móvil". En Estados Unidos, actualmente ya cada persona pasa en promedio al día 3:43 horas frente a su pantalla de teléfono y 3:35 horas frente a un televisor. Y, según los pronósticos, esta tendencia seguirá aumentando.

Esta información genera cierta preocupación, si bien es cierto que debe matizarse. Por una parte, algunos pueden notar positivo en que la gente deje de tener tanto "tiempo de televisión", en el que son consumidores pasivos de programas. Y se podría elogiar que en los teléfonos se elige la información que se consume. Pero por otro lado, existe información de que las personas pasan cada vez más tiempo total frente a una pantalla, sea una TV, una laptop, un videojuego, un smartphone, una consola de realidad virtual, etc. Así que en total está aumentando el tiempo de consumo y el consumismo de la sociedad, especialmente porque el tiempo de pantalla en Internet está siendo monetizado con mucha mayor voracidad. Por otra parte, aunque los usuarios de plataformas digitales parecen tener "opciones", estas plataformas y aplicaciones están siendo programadas de maneras más sutiles para influir en la conducta de los usuarios y mantenerlos cautivos.

Cabe mencionar que en un estudio reciente se encontró que el solo hecho de estar en una habitación con tu smartphone al lado reduce tu desempeño cognitivo.

Te podría interesar:
Una regulación sin precedentes en la historia de Internet

En una medida que de alguna manera podría considerarse sin precedentes, el gobierno del Reino Unido anunció la implementación de una serie de medidas severas en contra del acceso a la pornografía en Internet, pensadas especialmente para impedir su consumo entre niños y adolescentes.

A través de su Ministerio de lo Digital, el gobierno dio a conocer que a partir de julio los sitios de contenido pornográfico estarán obligados a controlar que sus usuarios tengan efectivamente más de 18 años, para lo cual tendrán permitido solicitar información personal más detallada o emitir pases de acceso que podrán comprar sólo personas mayores de edad.

De acuerdo con Margot James, la encargada del ministerio, estas medidas buscan reducir la facilidad con que niños y jóvenes pueden acceder a contenido pornográfico en línea. 

Cabe mencionar, sin embargo, que ciertas organizaciones de defensa de los derechos en Internet opinan que las acciones vulneran la manera en que la Web funciona, además de que atenta en contra del derecho a la privacidad de los usuarios, y de cualquier modo se trata de una prohibición que será posible evadir.

La medida sin duda parece loable, pero no podemos soslayar el hecho de que los gobiernos en todo el mundo y a lo largo de la historia han utilizado este tipo de prohibiciones en provecho del poder y la vigilancia sobre los ciudadanos. 

¿No sería mejor y más efectivo brindar la educación necesaria para que algún día nadie tenga interés en la pornografía?

 

También en Pijama Surf: Estos son los 3 tipos de consumidores de porno: ¿a cuál perteneces tú?

 

Imagen: Don Jon (Joseph Gordon-Levitt, 2013)